Destacado

La Esperanza del Sur de Europa. Entrevista al Senador Gianluigi Paragone, fundador de Italexit

El 23 de julio de 2020 se hizo por fin realidad el rayo de esperanza que muchos llevábamos largo tiempo esperando para el sur de Europa. Esta esperanza se llama Italexit, un partido creado por el Senador italiano de 48 años Gianluigi Paragone.

Italexit tiene como objetivo la recuperación de la soberanía monetaria italiana y la salida de Italia de la Unión Europea. En su manifiesto fundacional se recogen los nueve puntos sobre los que se basa el proyecto político del nuevo partido:

  1. Salida del euro y recuperación de la soberanía monetaria
  2. Reversión de las privatizaciones y creación de una banca pública
  3. Reindustrialización e innovación tecnológica
  4. Soberanía alimentaria
  5. Pleno empleo mediante el trabajo garantizado
  6. Recuperación del control de las fronteras por parte del Estado
  7. Recuperación de la sanidad pública
  8. Plan de acción ecológico
  9. Creación de un nuevo marco europeo basado en la soberanía de todos los países

La entrevista que se reproduce a continuación es la primera entrevista que Gianluigi Paragone concede en español. Fue realizada el 28 de julio de 2020. En ella expone varios de los puntos de su plan para la recuperación de la plena soberanía italiana, así como su visión sobre las cuestiones políticas y económicas más importantes.

Italexit es un proyecto complejo y de carácter inevitablemente transversal. Los tres factores para conseguir dicha transversalidad son, en palabras de Paragone, el socialismo, el catolicismo y el liberalismo (no el neoliberalismo, al cual se opone frontalmente). Un equilibrio difícil, pero enormemente esperanzador. Si Italexit triunfa a la hora de agrupar bajo su propuesta electoral a las tres tradiciones sobre las que se fundamenta, conseguiría una obra magnífica en la que se hermanarían personas de todas las procedencias para conseguir un objetivo común: la recuperación de la soberanía como único medio para poner fin al desastre económico y social que han supuesto el euro y la Unión Europea para Italia y el sur de Europa.

Al igual que toda esperanza, Italexit también encierra un enigma que todavía no podemos desvelar. Tendremos que observar su desarrollo y su acción política. Sin embargo, en la propuesta de Italexit hay un signo que la convierte en un proyecto mucho más serio que otros proyectos innovadores del pasado. Me estoy refiriendo a la apuesta de Italexit por la teoría monetaria moderna. Si como efectivamente afirma Gianluigi Paragone, Italexit adopta los principios de la teoría monetaria moderna como eje fundamental de su propuesta económica, es posible que no solo estemos ante un movimiento político llamado a mejorar drásticamente la situación económica de Italia, sino que es posible que estemos ante un partido con la capacidad de revolucionar hacia mejor la vida económica de todos aquellos países que sigan sus pasos.

“La teoría monetaria moderna es una perspectiva importante para lograr el objetivo primordial del pleno empleo. La teoría monetaria moderna es un instrumento que hace las veces de taller mecánico en el que reparar el coche de la economía con objeto de llegar a las metas que nos hemos marcado.”

 

Imagen 1

Imagen de Gianluigi Paragone durante la entrevista

¿Por qué debe Italia salir del euro y de la Unión Europea?

Porque a Italia no le conviene estar en la Unión Europea. A Italia le conviene a medio y largo plazo tener su propia moneda. Además, pienso que el proyecto de la UE está destinado a derrumbarse, por lo que creo que lo mejor es marcharse.

¿Cuál es el principal obstáculo que espera usted encontrarse en su lucha por la soberanía de Italia? ¿Tiene usted miedo a posibles represalias si su proyecto político gana fuerza?

Mi principal miedo es que a los italianos no se les dé la oportunidad de entender mi propuesta y que no entiendan que la Unión Europea es una enemiga que los va a empobrecer. Europa se aprovecha de los recursos italianos. Mi propósito es que la ciudadanía comprenda por qué Italia estaría mejor fuera de la UE. Puede que los ciudadanos hayan creído que Italia ha superado mejor los retos a los que se ha enfrentado por estar dentro de la UE; sin embargo, esa es una opinión indemostrable. Cuando los ciudadanos se ahogan, Europa deja que saquen la cabeza del agua para respirar, pero luego les vuelve a meter la cabeza en el agua. Los italianos están acostumbrados a respirar así y no comprenden que se puede respirar de otra manera.

¿Qué pasos concretos debería tomar Italia para abandonar el euro y la Unión Europea y estabilizar después la economía del país?

El primer paso y el más importantes es una votación democrática y popular. Si los italianos no confían en un partido que gane una votación así, no se puede hacer nada. La UE ha sido construida de arriba hacia abajo, pero no se puede salir de ella sin el consenso popular. Ningún partido puede pretender sacar a Italia del euro y de la Unión Europea sin dar este paso. Es importante que los italianos comprendan los peligros que conlleva formar parte de la UE.

¿Cuáles serían las principales diferencias entre el Brexit y el Italexit? ¿Cree usted que el camino de Italia hacia su soberanía sería más difícil que el de Reino Unido?

La primera diferencia es que el Reino Unido tiene su propia moneda e Italia está en la eurozona. Esa es la dificultad principal. La segunda diferencia macroscópica es cultural y de carácter constitucional. La constitución italiana es muy distinta de la Carta Magna británica. La Constitución italiana es una mezcla perfecta de tres grandes tradiciones: el socialismo, el catolicismo respetuoso con los derechos de los ciudadanos y el liberalismo (no el neoliberalismo). El liberalismo permite la propiedad privada, pero siempre dentro de los límites de la Constitución. Aunque las tradiciones del Reino Unido y de Italia son diferentes, ambas comparten intereses comunes y se sitúan fuera de lo establecido por la UE.

Imaginemos que estamos en el día después de las próximas elecciones en Italia y que Gianluigi Paragone es el nuevo Presidente del Consiglio dei Ministri. ¿Qué pasaría a partir de ese momento? ¿Cuáles serían los hitos fundamentales durante el mandato de Gianluigi Paragone?

Una situación así significaría que mi partido ha ganado las elecciones gracias a la voluntad clara de los votantes. Cada acción política presupone una dimensión dialéctica. Salir del euro o de la UE no es una cuestión muscular. La UE actuaría en favor de sus propios intereses si no se enfrentara a un país que, no mediante un referéndum, sino mediante unas elecciones libres, decidiera salir de la UE porque es un proyecto en el que ya no cree.

Entonces habría dos escenarios posibles. En el primero se deberían renegociar los tratados con la UE de manera inteligente y siempre con el objetivo claro de abandonar la UE. El segundo escenario es aquel en el que no se llega a ningún acuerdo. Entonces, la UE no debería escandalizarse de que Italia optara por un plan B para salir de manera no negociada.

Usted ha defendido públicamente la teoría monetaria moderna. ¿Qué papel jugaría la teoría monetaria moderna en su gobierno? ¿Contempla usted una Italia en la que, gracias a la soberanía monetaria, se alcanzara el pleno empleo permanente sin inflación tal y como proponen Bill Mitchell, Pavlina Tcherneva y el resto de economistas de la teoría monetaria moderna?

Para mí es fundamental que la clase dirigente no conduzca a los ciudadanos a la pobreza en medio de una crisis. Sin embargo, ese es precisamente el objetivo de las élites de la UE, que han aprovechado la crisis para empobrecer a la ciudadanía. Para mí el pleno empleo es una condición primordial. Hay que recordar que el primer artículo de la Constitución italiana dice que Italia es una república democrática fundada sobre el trabajo. Por tanto, los padres de la Constitución entendieron que el pleno empleo es un objetivo fundamental. El trabajo es un derecho de la ciudadanía, no algo que se le concede como un favor. El Estado debe garantizar el acceso al trabajo. Hoy en día, se desprecian los derechos de los trabajadores y dentro de Europa los trabajadores italianos son los más explotados. Por eso los salarios de los italianos se han devaluado. Por su parte, el Estado les dice a los ciudadanos que tienen que endeudarse para que su sueldo tenga más valor. O sea, te quitan derechos laborales, pero a cambio te dan la posibilidad de endeudarte sosteniendo que las tasas de interés son favorables a aquellos que se endeudan. Nosotros sin embargo decimos que el que se endeuda renuncia a su libertad.

La teoría monetaria moderna es una perspectiva importante para lograr el objetivo primordial del pleno empleo. La teoría monetaria moderna es un instrumento que hace las veces de taller mecánico en el que reparar el coche de la economía con objeto de llegar a las metas que nos hemos marcado.

¿Cuáles son sus referentes en materia de política económica y en el plano ideológico? Se lo pregunto porque hay muchas personas que no saben dónde colocarle dentro del espectro político ¿Se considera usted un hombre de izquierdas o de derechas?

Cuando un emprendedor intenta no ser aplastado por una multinacional, no te pide el carné de izquierdas o de derechas. Cuando un trabajador se queja porque sus derechos laborales no están siendo respetados ya que está siendo explotado por el sistema económico, al trabajador no le importa si eres de izquierdas o de derechas, lo que te pregunta es si estás dispuesto a luchar por sus derechos. Por eso los derechos del emprendedor y del trabajador encuentran un punto de unión en la Constitución italiana, ya que la Constitución italiana no legitima a la clase política para que atente contra los trabajadores destruyendo sus empleos. El papel de mi propuesta política es recuperar el verdadero objetivo de la Constitución italiana. Para mí es fundamental que se recupere el espíritu de la Constitución, el cual se basa en los ideales socialistas, católicos y liberales. En el ámbito de la Constitución hay espacio para la libertad de empresa, pero el artículo 36 deja claro cómo hay que remunerar al trabajador. Los padres de la Constitución no se peleaban por la cuestión de quién tenía que ganar más o menos dinero, sino que se preguntaron cómo redactar la mejor Constitución posible con el objetivo de encontrar un equilibrio óptimo en la vida de los italianos.

Sin embargo, me he leído las propuestas del Manifiesto Italexit y no he encontrado ninguna que no pueda ser considerada de izquierdas.

Eso es porque son propuestas socialistas. Sin embargo, esas propuestas también podrían pertenecer a lo mejor del catolicismo, cuando en su edad dorada luchaba por las pequeñas empresas. Probablemente los peores ataques a la clase trabajadora han venido de los partidos de izquierda desde que adoptaron el neoliberalismo. Tú encuentras el sentido socialista, pero en esas propuestas también se expresan el sentido y las opiniones de los liberales y de los católicos. Eso es lo que hoy hace falta, darle la garantía al trabajador de que no va a estar a merced de los mercados y darle la garantía al emprendedor italiano de que el pez chico no será engullido por el pez grande de las multinacionales. Hoy el empresario tiene que soportar la peor de las presiones fiscales, la peor de las burocracias y lo peor de la globalización, pero en cambio las multinacionales engullen la inventiva de los pequeños empresarios. Esto me parece profundamente injusto. El catolicismo, el socialismo y el liberalismo son funcionales en la economía real si se incorporan todos juntos, no se puede vivir bajo una ley marcial permanente.

¿Cómo se imagina usted a Italia dentro de 10 años?

Si seguimos con las mismas políticas que hasta ahora, Italia será más pobre, estará más humillada y estará todavía más a la venta mediante rebajas y liquidaciones. Pero ese no es solo el caso de Italia. Italia es un país muy fuerte, pero la crisis afectará a todo el Mediterráneo y el espacio político de Europa no presta atención a los países a los que el norte llama PIIGS.

¿Cuál es la relación que debe mantener Italia con el resto de Europa? ¿Habría que sustituir a la Unión Europea por otro órgano de carácter europeo o sería mejor olvidarnos de todo el proyecto?

El proyecto de la UE es un proyecto que, según los tratados vigentes, ni voy a considerar, ni voy a intentar corregir. No obstante, Italia es un país que, igual que otros países soberanos, podría ser un actor importante en una nueva Europa de tipo confederal en la que los plenos poderes estuvieran en manos de los jefes de Estado. Ellos serían los que decidirían las medidas económicas y su relación con los mercados. Así podrían decidir en todo momento sus políticas económicas y sociales.

Una vez conseguida la plena soberanía, ¿cuáles son los principales retos a los que se enfrentaría Italia?

El Estado debería hacerse con una parte de la deuda pública que ahora está en manos de los mercados especulativos. El Estado tiene que volver a ser un Estado fuerte con poder para enfrentarse a las tempestades de los mercados financieros y de la globalización. Italia debe tener un Estado que esté del lado de los emprendedores y de los trabajadores y que sepa que las cosas pequeñas son importantes. Nosotros partimos del concepto de que lo pequeño es precioso. En esto se basa nuestra historia, la cual está hecha de señoríos y villas que desafiaban a las grandes familias. Hoy en día se está perdiendo la idea de que lo pequeño es precioso. Esta pérdida es un gran error. Lo pequeño dota de valor añadido a Italia. Lo pequeño es la fuerza de un Estado ganador.

Muchísimas gracias por su tiempo, Señor Paragone. Le deseo los mayores éxitos.

Muchas gracias.

Para saber más sobre la Teoría Monetaria Moderna visite:

ReteMMT_base

Rete mmt (Italia)

RedMMT_base

Red mmt (España)

 

 

 

NOTA: esta entrevista no habría podido ser transcrita sin la inestimable ayuda de Catalda Scialfa, a la cual envío mi agradecimiento.

3 replies »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s